¿Qué es Cardano (ADA)?

Cardano es una plataforma de smart contracts que ofrece escalabilidad y seguridad a través de la arquitectura en capas. Su tecnología revolucionaria, utiliza el protocolo Proof-of-Stake conocido como Ouroboros. Ocupa el número 7 entre las criptomonedas por capitalización bursátil.

0

¿Cómo empezó?

Uno de los fundadores de Ethereum, Charles Hoskinson, quiso ir más allá y conceptualizó Cardano.

Para él, la cadena de bloques de Ethereum necesita innovación, por eso se le dedica especial cuidado al mantenimiento de Cardano. Para ello, las organizaciones IOHK, Emurgo y la Fundación Cardano se dedican a su desarrollo y cuidado a tiempo completo.

Con Cardano se busca proporcionar un ecosistema más equilibrado y sostenible que responda mejor a las necesidades de sus usuarios y de otros sistemas que buscan la integración. Un termino medio que equilibre la necesidad de regulación con los principios de privacidad y descentralización en el núcleo de la tecnología blockchain.

La flexibilidad en los proyectos es de suma importancia. Los sistemas basados en blockchain son muy complejos y los avances tecnológicos son, cada vez, más rápidos. Tener facilidad para adaptarse puede llevarnos al éxito, del mismo modo, no tenerla puede resultar en fracaso. Por ese motivo, su plataforma utiliza “Haskell”, un lenguaje de programación con un alto grado de tolerancia a fallas que le permite tener un cierto margen de error.

Funcionamiento

Para que los smart contracts escritos en su plataforma sean más flexibles, Cardano está desarrollado en 2 capas que separan su ledger (libro mayor) de la cuenta de valores, lo que hace que los valores se muevan de una cuenta a la otra. Esta separación hace posible que el diseño, la privacidad y la ejecución de cada contrato puedan ser adaptados a necesidades de uso especificas.

Cardano Settlement Layer (CSL)

El CSL actúa como el libro contable de saldo y es la primera capa de la plataforma. Creada como una mejora de Bitcoin. Usa un algoritmo de consenso de Proof-of-Stake para generar nuevos bloques y confirmar transacciones.

Cardano Computation Layer (CCL)

La segunda capa de la plataforma Cardano es la CCL y contiene la información de por qué ocurren las transacciones. Al estar separada de la capa de cálculo, los diferentes usuarios de la CCL pueden crear reglas diferentes al evaluar las transacciones.

Plutus es el nuevo lenguaje de programación que el equipo de Cardano está creando para poder usarlo y desarrollar smart contracts en el CCL. El lenguaje detrás de los smart contracts de Ethereum, para aplicaciones de bajo nivel de seguridad en la plataforma, también son admitidos en el CCL.

Cardano va a incluir una biblioteca de referencia del código Plutus disponible para usar en proyectos dApp destinada a ayudar a los desarrolladores. Además de un conjunto de herramientas con el fin de verificar el código y mejorar la seguridad del código.

KMZ Sidechains

Las sidechains basadas en un nuevo protocolo de Kiayias, Miller y Zindros (KMZ) incluidas las proofs of proofs of work, serán apoyadas por la criptomoneda.

El protocolo de sidechain KMZ permite que los fondos se muevan de forma segura desde el CSL a cualquier CCL o cualquier blockchain que también use el protocolo. El protocolo también permite que los ledgers con ciertos cumplimientos normativos puedan interactuar con el CSL sin tener que compartir datos que deberían permanecer privados .

Daedalus Wallet

El equipo de Cardano y creador de su wallet de código abierto, Daedalus, planea expandir su funcionalidad convirtiéndola en una wallet multidivisa con la que sea posible intercambiar libremente las criptomonedas que se admitan. Las primeras monedas que van a incluirse son Bitcoin y Ethereum Classic.

Además incluirá una app store que contenga aplicaciones creadas por la comunidad Daedalus. La wallet no solo estará disponible en su web, sino que también lo estará en iOS y Android.

Ouroboros Proof-of-Stake

Para llegar a un consenso sobre el estado del ledger utiliza el algoritmo de Ouroboros Proof-of-Stake (Pos) en lugar del conocido Proof-of-Work (PoW), introducido por Bitcoin.

Proof-of-Stake hace que todo el proceso de minería sea virtual y reemplaza a los mineros con validadores.

Este algoritmo utiliza un modelo criptográfico riguroso que garantiza la máxima seguridad en la plataforma. También permite a los desarrolladores componer muchos protocolos que mejoran la funcionalidad.

En este protocolo, los slot leaders generan nuevos bloques en el blockchain y verifican las transacciones. Para convertirse en un slot leader hace falta tener una criptomoneda de Cardano, ADA. Si el algoritmo “Follow the Satoshi” selecciona una de tus monedas puedes convertirte en un slot leader y publicar nuevos bloques en la red.

Los bloques son agregados automáticamente por su nodo, por lo que no tendrá que preocuparse en verificar manualmente cada transacción.

Trading de Cardano

El equipo de Cardano ha establecido un máximo de 45 mil millones de monedas ADA de las cuales, 26 mil millones ya están en circulación.

Su ICO empezó en septiembre de 2015 y se extendió hasta enero de 2017. Su token ADA empiezo a cotizar en el mercado abierto en octubre de ese año.

Su precio se mantuvo considerablemente estable hasta noviembre, entonces tuvo un gran incremento pasando de 0,03 dólares (0,00000345 BTC) a 0,14 dólares (0,0000142 BTC) en 3 días. Es decir que su precio aumento en más del 360%.

Su precio se mantuvo constante entre 0,12 y 0,14 dólares hasta que el 4 de enero de 2018 llegó a su pico máximo alcanzando los 1,28 dólares. Posteriormente su precio comenzó a disminuir y actualmente su valor oscila entre 0,14 y 0,18 dólares.

El corto periodo en que ADA ha estado en el mercado dificulta predecir su futuro, pero lo que está claro, es que ha tenido una gran aceptación y se ha ganado un buen lugar en el ranking de las criptomonedas. Actualmente ocupa el puesto 7 entre las criptomonedas con mayor capitalización de mercado.