Volkswagen es una de las pocas compañías automotrices que han comenzado a aceptar y experimentar usando la tecnología Blockchain. La firma ha formado una gran cantidad de asociaciones con las empresas vinculadas a la cadena de bloques con el objetivo de aprovechar el enorme potencial que ofrece para la industria automotriz, que incluye mantenimiento, logística, vehículos autónomos y soluciones especializadas como odómetros a prueba de manipulaciones. El último movimiento de Volkswagen ha sido asociarse con el proyecto IOTA, organización sin fines de lucro con sede en Berlín y una de las iniciativas más populares en el cripto ecosistema, para lanzar su primer producto funcional llamado “Digital CarPass”

El Digital CarPass, cuyo lanzamiento está previsto para 2019, permitirá el seguimiento de los datos de rendimiento del vehículo a través de la tecnología Blockchain en IOTA, de forma que garantice que la recopilación de datos del vehículo es fiable y segura.

Benjamin Sinram

El Jefe de Blockchain de Volkswagen, Benjamin Sinram, en el evento “Smart Mobility meets Blockchain Technologies” de Ecomotion en Tel Aviv la semana pasada, anunció el Digital CarPass. No obstante, la asociación fue anunciada en febrero de 2018, y esta representa el esfuerzo conjunto por introducir la IoT a la industria automovilística.

El proyecto Digital CarPass es el principal punto de cooperación entre IOTA y Volkswagen, que fue revelado por primera vez como una prueba de concepto. La iniciativa está enfocada en entregar un software confiable de vehículo a través de la red Tangle, el proyecto está dirigido a capturar datos confiables de los vehículos Volkswagen para mejorar así su eficiencia.

Sinram, hablando en Tel Aviv, afirmó que Volkswagen quiere integrar la tecnología Blockchain de IOTA para permitir a los usuarios ofrecer nuevos servicios y pagarlos de forma autónoma. Además este trabaja en la integración de la cadena de bloques con la subsidiaria de autos deportivos de lujo, Porsche.

Digital CarPass es tan solo una de las cinco iniciativas de Blockchain actualmente en desarrollo por el fabricante de vehículos. Sinram afirma que Porsche está desarrollando actualmente una solución de identidad basada en la cadena de bloques que permitirá a varias personas compartir el acceso al vehículo. Otros proyectos de Volkswagen incluyen un libro abierto orientado a la cadena de suministro que rastreará las piezas del vehículo del fabricante al cliente, así como un “protocolo de carga” que aprovecha la tecnología de Ethereum.

Sinram también presentó un proyecto centrado en la documentación del código de software integrado en vehículos particulares. En el ejemplo que dio,

“Si hay un accidente, Blockchain nos permite documentar y probar la versión actual del software del automóvil. Tenemos pruebas públicas de la integridad de los datos”.

Este tipo de tecnología podría proporcionar una respuesta al escándalo respecto a la emisión de diésel de la compañía, en el que Volkswagen admitió haber programado los motores de algunos modelos para producir emisiones inferiores a las normales cuando los vehículos fueron probados.

¿Podrá este tipo de iniciativas cambiar la forma en la que funciona la industria automotriz?