Pasó 22 meses en prisión por manipulación de mercados y es especialista en estafas de bombeo y descarga. Gracias a sus engaños US$ 200 millones de inversores incautos se esfumaron como por arte de magia. La película de 2013 “El Lobo de Wall Street”, protagonizada por Leonardo di Caprio, está basada en su vida como corredor de bolsa y acaba de lanzar una serie de advertencias sobre Bitcoin.

Este lunes 27 de agosto, la cadena CNBC transmitió un documental titulado “Bitcoin: Boom or Bust”, en el que Jordan Ross Belfort, mejor conocido como el verdadero “Lobo de Wall Street” se confesó y lanzo serias advertencias, para quienes quisieran escucharlas, sobre los peligros de invertir en la criptomoneda más famosa de todas.

Un espejismo llamado Bitcoin

Fui un estafador. Convertí lo de las estafas en una ciencia, y es exactamente lo que está pasando con Bitcoin. Todo es tan estúpido, estos niños se han lavado tanto el cerebro”, dice Belfort, y continúa:

“Esto (del bitcoin) se va a evaporar como un espejismo. Hay mucha gente realmente honesta que saldrá muy lastimada”.

En sus argumentos, Belfort explica la poca probabilidad de que los gobiernos lleguen a permitir la existencia de monedas que promueven, o garantizan, el anonimato:

“Los bancos centrales han pasado mucho tiempo tratando de detener el lavado de dinero. ¿Por qué permitir ahora algo que es anónimo y se presta para hacer que el blanqueo de dinero sea fácil? Pienso que no existe ninguna probabilidad en el mundo para que ellos dejen que eso suceda”.

lobo de wall street

En ocasiones anteriores, el lobo de Wall Street ya ha emitido comentarios bastante lúgubres acerca de bitcoin. En su canal de YouTube, publicó un video el 23 de junio de este año, donde dijo que la moneda iba a ser “destruida” cuando volviera a los niveles de US$ 18.000 – US$ 19.000.

Esto es el comienzo del fin”, dice apocalípticamente en el video.

Teoría de Tontos

Recordó que, como el resto de las monedas virtuales, el valor de bitcoin puede llegar a valer nada de la noche a la mañana, y mencionó la “teoría del tonto más grande”, según la cual la gente sigue comprando criptomonedas en determinado precio porque cree que luego podrá vendérselas a otra persona, aún más estúpida, en un monto mayor:

“Todo se basa en la Teoría del Tonto Más Grande. Lo sé mejor que nadie en el mundo. Cuando esto estalle, no podrás vender ninguna de las monedas que tengas, nadie ganará un centavo. Salgan de allí, si no quieren perder todo su dinero”, advirtió.

Belfort tuvo sus inicios como corredor de bolsa en la firma LF Rothschild, en la que duró poco debido a su cierre prematuro. Luego fundaría su propia compañía de inversiones, llamada Stratton Oakmon, donde prometía a los clientes jugosas ganancias a partir de acciones con precios irrisorios.

Joven, rico y …

Multimillonario precoz, a los 26 años ya conocía las mieles de la fortuna y el éxito, pero el largo brazo de la ley dio con él, haciéndole pagar por sus estafas con una estadía de 22 meses en la cárcel y la obligación de devolver US$ 110 millones a sus víctimas.

Gracias a su experiencia en el mundo de las finanzas y las inversiones, Belfort pudo dedicarse luego a dar conferencias sobre el tema y asesoría a grupos de inversores privados. Su voz es respetada en dicho ámbito, sus comentarios sobre bitcoin, y la debatible burbuja especulativa asociada, son recibidos siempre con la atención debida.

lobo de wall street
Para desgracia de los toros de bitcoin, Belfort es alguien que sabe de lo habla. Ya estuvo allí. En el video no deja de agitar las banderas para evitar males mayores:

Estás en un barco que se hunde”, sigue diciendo. “Si crees que US$ 6.100 es un precio que se acerca de verdad al fondo, estás jodidamente loco.  Salven su dinero, (bitcoin) es una ilusión masiva”.

A pesar de las duras advertencias sobre bitcoin, Belfort admite ser un partidario de la tecnología Blockchain:

“Creo en la tecnología blockchain. En algún momento, posiblemente habrá algunas criptomonedas grandiosas en existencia. Se puede estar a favor de la tecnología blockchain y no a favor de Bitcoin. No son lo mismo. Una cosa sería si la tecnología Blockchain fuese propiedad de Bitcoin, y todo el mundo tuviera que pagar licencia para su uso. Esa sería una historia completamente distinta, chicos”.