Todos somos concientes de como el bitcoin está creciendo últimamente por ser la criptomoneda más conocida por excelencia. Sin embargo, no es la única que ha engrosado las cuentas de muchos. Una de ellas, creada en 2014,es Iota que crece velozmente, un 774% desde que comenzó noviembre hasta ahora informó la BBC.

Esta suceso la englobo en la lista de las cinco mayores divisas visuales del mundo junto a bitcoin, bitcoin cash, ehtereum y ripple según la web MarketWatch. Con una capitalización de mercado que ha llegado a los 12.000 millones de dólares.

Este aumento se produjo tras la publicación de informes de que varias empresas tecnológicas de renombre, incluida Microsoft, estaban coordinando esfuerzos con la Organización No Gubernamental alemana que supervisa la Iota para crear un mercado seguro de datos, para que no se desperdicien .

La IOTA alienta la idea de compartir los datos a través de transacciones libres de pago de tasas y asegurando gratuitamente la integridad de la información“.

Según la Cryptocurrencychart, el 6 de diciembre, la Iota llegó a valer 4,5 dólares (unos 3,8 euros) por unidad.

La IOTA difiere de otras criptomonedas al no usar la tecnología “blockchain”. En su lugar utiliza “tangle“, que promete ser más veloz y no genera cobro de tasas.

Bitcoin ha sido pionero entre las criptomonedas y es muy apreciado. No obstante, IOTA abarca aspectos que Bitcoin y otras no ofrecen, por lo que a la larga IOTA podría posicionarse en el trono de las criptomonedas. Vale la pena prestarle atención y tenerla presente si tenemos la intención de invertir en alguna de ellas.