Una joven venezolana residente en Argentina fue detenida luego que se descubriera que había fingido su secuestro y por su rescate estaba solicitando el pago con criptomonedas, así lo informaron medios locales el pasado 30 de septiembre.

De acuerdo a las publicaciones, la joven venezolana tiene 18 años, había llegado hace poco a Buenos Aires y no tiene ningún familiar viviendo en ese país. Hace dos semanas desapareció y pedían el rescate por su secuestro a quien fue su compañero de viaje y con quien compartía residencia en la capital bonaerense.

Las investigaciones iniciaron cuando su compañero se dirigió a la comisaría 6A de la Policía de la Ciudad para denunciar que la vida de su conocida corría peligro generando sospechas de secuestro.

El joven mostró los mensajes de los supuestos captores donde le solicitaban el pago del rescate de la joven en criptomonedas. Imagen: geralt.

El joven mostró a los funcionarios los mensajes enviados mediante la aplicación WhatsApp provenientes de los supuestos secuestradores donde inicialmente solicitaban 500 dólares y luego aumentaron la cantidad a 1.000 dólares por su liberación.

Además, los captores debían pagar la cantidad en bitcoins (BTC) o realizar un pago por medio de la plataforma de pagos transfronterizaMoney Gram. El denunciante había entablado relación con la joven venezolana en Brasil y llegaron juntos a Buenos Aires, de acuerdo a la fuente.

Publicidad

Luego de una discusión, la joven salió del departamento que compartían y fue entonces cuando el hombre comenzó a recibir mensajes amenazadores: que pagara el rescate solicitado porque si no lo hacía amenazaban con cortarle un dedo e incluso con matarla, señalan.

Los policías localizaron a la joven en un barrio de Palermo y dijo que no estaba secuestrada. Imagen: cocoparisienne.

En otra publicación, explican que durante la investigación fueron intervenidos el teléfono de la joven que no aparecía y el celular desde donde enviaban los mensajes solicitando las criptomonedas y dólares por su rescate.

Los policías determinaron que las comunicaciones se realizaban desde un celular ubicado en Venezuela, ahí el caso pasó a ser de posible secuestro a extorsión. Luego de varias averiguaciones, los detectives dieron con el paradero de la mujer en el barrio de Palermo, allí reconoció que todo fue un engaño por lo que procedieron a su detención.

Secuestro, extorsión y criptomonedas

Lamentablemente, alrededor del mundo muchas personas utilizan las criptomonedas para extorsionar y este caso no fue la excepción. Podemos recordar que a principios de este año se informó sobre un estudio realizado por Digital Shadows donde revelaron que extorsionadores obtuvieron de sus víctimas más de 300.000 dólares en criptomonedas debido el aumento de los cibercrimenes y los diversos métodos de extorsión que aplicaron durante el año 2018.

Es válido mencionar un caso similar que ocurrió en enero de este año cuando se informó sobre el secuestro de Anne-Elisabeth Falkevik Hagen, una mujer noruega de 68 años que tenía dos meses desaparecida, según anunció en ese entonces la policía noruega.

La víctima es esposa de Tom Hagen, la persona más rica de Noruega y a quien los secuestradores realizaron amenazas serias, por lo que la policía decidió mantener un perfil bajo desde que inició las investigaciones sobre el caso en noviembre de 2018.

Los captores dejaron una nota de rescate en su residencia, estaba escrita en noruego y en su contenido se exigía que fueran pagados 9 millones de euros en Monero por el rescate de Anne. 

Dos sujetos fueron detenidos por extorsionar una startup de criptomonedas. Imagen: mhouge.

En otro caso más reciente de extorsión, en septiembre fue informado que dos ciudadanos americanos fueron detenidos en Nueva York por presuntamente extorsionar a una startup de criptomonedas, según las autoridades policiales del distrito.

En el informe emitido por la Oficina del Fiscal General de los Estados Unidos para el Distrito Este de Nueva York, se indica que los demandados amenazaron con destruir la compañía si no se les pagaba millones de dólares en moneda virtual.

Los acusados por la extorsión son Steven Nerayoff, abogado de 47 años, y Michael Hlady, de 47 años, quienes presuntamente amenazaron con destruir una nueva empresa de criptomonedas si no se les pagaba millones de dólares en Ethereum (ETH).

Publicidad

Imagen destacada por PublicDomainPictures / pixabay.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.