Inicio Actualidad Para que Estados Unidos pueda competir globalmente deberá imponer regulaciones eficientes en...

Para que Estados Unidos pueda competir globalmente deberá imponer regulaciones eficientes en Fintech

Estados Unidos está, junto con otros países desarrollados, en la búsqueda de ofrecer a las firmas FinTech un marco legal que respalde la innovación y proteja a los consumidores. La innovación permite cambiar la forma en la que los consumidores acceden, piden préstamos y transfieren dinero; hoy en día estas innovaciones atraen la atención de los consumidores, inversores así como de los reguladores.

El asunto con la nueva tecnología es que así como es capaz de expandir las opciones financieras y mejorar vidas también puede causar un daño significativo para los consumidores, especialmente porque los participantes del mercado con frecuencia no están seguros de cómo se aplican las protecciones del consumidor y otras reglas.

En la actualidad, las nuevas prácticas en el sistema financiero mundial abarcan sectores que incorporan tecnologías de sectores tan diversos como el de telecomunicaciones, el comercio minorista y el comercio electrónico. Una evidencia de ello son las diversas compañías como Apple, Samsung, Facebook y Walmart que han empezado a ofrecer servicios financieros a sus clientes que les permita brindarles un mejor servicio.

Aunque el enfoque implementado por cada país varía, los marcos regulatorios para los nuevos servicios financieros en el exterior tienden a ser más centralizados que en los Estados Unidos. Nick Bourke, en una publicación de The Pew Charitable Trust, Director de Finanzas del Consumidor, expresó que Estados Unidos carece de un enfoque coherente. A lo que añadió “está bastante fragmentado”.

Un programa de innovación financiera requiere que sean planteados unos objetivos claros y posibles, con coordinación entre los reguladores y una fuerte protección al consumidor. Anteriormente, Norte América ha realizado algunos intentos de proporcionar un marco legal destinado a la innovación de FinTech, sin embargo hasta el momento ninguno ha sido capaz de echar raíces. La Junta de Protección Financiera del Consumidor (CFPB) ha desarrollado una carta de No Acción, pero eso no ha generado mucha participación y la OCC ha abierto una Oficina de Innovación, la cual ha destinados horas a lo largo de todo el país para reunirse con bancos y compañías FinTech.

Publicidad

«En 2017, la Comisión federal de comercio de futuros de productos básicos estableció Lab CFTC, un programa para apoyar el compromiso entre la comisión y los participantes de la industria que buscan crear productos que puedan beneficiar a los consumidores en el mercado de productos básicos, como agricultores y ganaderos. El programa tiene dos componentes: GuidePoint apoya la comunicación entre las compañías y la CFTC sobre las regulaciones y cómo llevar los productos al mercado y CFTC 2.0 brinda un servicio de red para fomentar la colaboración entre los participantes de la industria», manifestó Bourke.

En el informe de Pew Trust expresó que «los esfuerzos de EE. UU. Para fomentar la innovación están fragmentados, caracterizados por un mosaico de iniciativas estatales y federales que carecen de una estrategia de organización común, exponiendo a los mercados a la incertidumbre regulatoria y consumidores a productos y servicios potencialmente dañinos sin protecciones adecuadas».

En cambio Australia, el Reino Unido, Singapur y Hong Kong han centralizado su enfoque de regulación para proporcionar un marco predecible y coherente para las empresas y los bancos de FinTech. “Sus acciones han estado dirigidas para desarrollar su industria financiera” se expresó en el informe de Pew Trust.

En un análisis realizado en el Reino Unido durante el 2014, se reveló que el valor de su mercado FinTech es de casi $30 mil millones. PitchBook Data, una firma de análisis e información financiera, manifestó que FinTech atrajo casi $2 mil millones en fondos de capital de riesgo en 2017.

“El gobierno australiano identificó la innovación financiera como una palanca potencial para ayudarlo a desarrollar un sector financiero más competitivo a nivel mundial”

Los reguladores típicamente abordan la innovación financiera de las siguientes formas: creando programas de extensión para ayudar a las empresas a explorar el panorama regulatorio y apoyar la transparencia sobre nuevos productos y servicios, cambiar el marco regulatorio para responder a los efectos de las tecnologías emergente y suspender las barreras que enfrentan las empresas que ingresan al mercado para promover la innovación. Sin embargo, en los Estados Unidos se ha introducido en los últimos años en el Congreso una sola pieza importante de legislación para crear una caja de arena reglamentaria, coordinada a nivel nacional. La Ley de Innovación de los Servicios Financieros de 2016 habría creado un sistema para reducir las barreras normativas a los nuevos productos, sin embargo no llegó a votación y no se ha vuelto a introducir.

De hecho esta es una crítica que ha realizado Bourke desde un informe del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos llamado “Un sistema financiero que crea oportunidades económicas: finanzas no bancarias, Fintech e innovación”, donde habla de rescindir una regla de préstamos de día de pago que brinda una protección importante para los consumidores.

Donde además se dice “a medida que el resto del mundo toma medidas para mejorar su capacidad de crear, desarrollar y desplegar nuevos productos y servicios innovadores en el sector financiero, los Estados Unidos corren el riesgo de perderlo al no proporcionar la claridad y garantías reglamentarias adecuadas y eliminar las barreras innecesarias a la innovación”

En dicho informe lo que se exige es una mayor flexibilidad en la regulación, ya que deberían desarrollar una forma de trabajar  con las empresas para ayudar a desarrollar la innovación al mismo tiempo que protegen a sus consumidores. Un aspecto importante fue la cita que se mostró de la Autoridad Monetaria de Singapur (MAS) donde “el entorno no pretende ayudar a las empresa a eludir los requisitos legales y normativos, sino que busca fomentar la eficiente y gestionar los riesgos existentes en el sector financiero”.

Es necesario que los reguladores financieros incrementen sus esfuerzos para cerrar la brecha entre los reguladores y las nuevas empresas, sin embargo esto requiere de un gran esfuerzo ya que para ello es necesario que los constructores de regulaciones deben tener una experiencia técnica para comprender las tecnologías existentes y emergentes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

- Publicidad -

Most Popular

¿Qué es una DAO? – Organización autónoma descentralizada

Cuando hablamos de criptomonedas es inevitable pensar en descentralización. La descentralización implica que algo no está controlado por una única entidad o...

¿Qué es Aion? – Comunicación eficiente entre las blockchains

La tecnología que respalda a las criptomonedas nos ha llevado a la revolución del sistema financiero por sus increíbles propiedades. Aún así,...

Salarios en criptomonedas, estudio muestra que es deseable

Según un estudio reciente de Sage (un grupo de investigadores periodísticos de Estados Unidos), dio como resultado que cada vez más personas están dispuestas...

¿Qué es y cómo comprar Waves? Toda la información que necesita

¿Qué es Waves? Waves es una plataforma blockchain open source que se describe como una "blockchain para la...

Desarrollo de aplicaciones descentralizadas: opciones entre gustos y colores

Desde que comenzó la era de la computación personal, el desarrollo de aplicaciones empezó a cambiar la manera en cómo se hacían las cosas,...
- Publicidad -