La firma de tecnología de Blockchain con sede en Londres, Setl, y la cual está detrás de IZNES, la plataforma francesa para negociar fondos de inversión, así como de otros pesos pesados de los servicios financieros, ahora se encuentra lista para volver a emerger como una nueva entidad.

En marzo, la compañía buscó voluntariamente la protección de sus acreedores. Una nueva empresa, SETL Ltd, compró los activos y la propiedad intelectual de la firma anterior SETL Development Ltd, que se está reduciendo.

La compañía fue cofundada en 2015 por el experimentado agente comercial de la ciudad de Londres, Peter Randall. En octubre del año pasado, el regulador de valores de Francia le habría concedido a la emergente empresa una licencia para operar un central securities depository (CSD) mediante el uso de la tecnología blockchain.

Sorprendentemente, a principios de marzo de este año, Setl anuncio el inicio de un procedimiento de insolvencia y señalo que estaba en búsqueda de alguna firma de servicios financieros muy importante para tomar sus posiciones.

Él mismo argumentó el no poder mantener el capital regulatorio exigido para sustentar sus dos negocios que estaba desarrollando para el momento. Se encontraba desarrollando el ID2S, que es un depósito central de valores y de la misma manera Iznes, una plataforma de registro de los fondos europeos. En ese periodo, la firma nombró a Quantuma como su administrador.

De esta manera, como señalamos anteriormente, en marzo, la compañía buscó voluntariamente la protección de sus acreedores. Una nueva empresa, SETL Ltd, compró los activos y la propiedad intelectual de la firma anterior SETL Development Ltd, que se está reduciendo a medida que el nuevo Setl Ltd ha comprado activos operativos, personal y derechos de propiedad intelectual de la empresa anterior.

La nueva compañía continuará apoyando a los clientes existentes. La firma dice que planea ofrecer soluciones basadas en la blockchain en una amplia gama de casos de uso en asociación con los proveedores de servicios financieros existentes. Por lo tanto, ya no pretende ser una entidad regulada.

La recién creada Setl Ltd, al día de hoy, se concentrará en desarrollar modernos libros de contabilidad electrónicos para los diferentes mercados financieros, así como también comprobará los pagos en dinero del banco central en lugar de en las monedas criptográficas.

A diferencia de la mayoría de las cadenas de bloques que usan libros contables disponibles para todos los usuarios, Setl usa el “libro con permisos” que admite a una pequeña red de partes confiables ver los detalles de las transacciones y pagos.

Además, el ex presidente de Barclays, Sir David Walker, quien se desempeñó como presidente de la compañía anterior, es el nuevo presidente. Y Christian Noyer, Gobernador Honorario de la Banque de France es el director independiente principal. El equipo de administración, que es el mismo que antes, son todos accionistas, pero no está claro si hay accionistas externos.

“Queríamos actuar con rapidez, decisión y reorganizarnos con la mejor orientación y apoyo posible”, explico el CEO Philip Morel. “Nuestros administradores, miembros de la junta, la administración y los equipos se han unido para que podamos estar en la mejor forma posible lo más rápido posible”.

Se cree que sus intereses en IZNES y el central securities depository ID2S se están vendiendo y los ingresos netos contribuirán al capital de la nueva compañía. ID2S es una empresa conjunta con la compañía francesa de telecomunicaciones Orange.

SETL también se vio envuelta en una controversia relacionada con el nuevo sistema australiano de liquidación de cadenas de bloques CHESS que se encuentra desarrollando la bolsa de valores ASX. Computershare, el mayor accionista externo de la compañía SETL original, es una de varias compañías que ha presentado una queja de competencia contra ASX. SETL también está explorando entrar en el mercado australiano.