¿Que realmente impide a las escuelas de negocio y economía ponerse al día con el mundo de los negocios que dependen fundamentalmente de la tecnología Big Data y la ciencia de la data?. Las escuelas que pueden incorporar estas tecnologías disruptivas en todas las áreas de sus ofertas educativas, serán las que preparen a los estudiantes lo mejor posible para los desafíos que enfrentaran hoy en día, y los que ni siquiera hemos imaginado.

Aunque el termino se acuñó hace más de 15 años, Big Data ya es un gran negocio, y sólo va a crecer a medida que más personas y dispositivos entren en línea. Ya sean los productos fabricados, los clientes atendidos o las soluciones de métricas exitosas, prácticamente todas las empresas manejan y generan algo de Big Data o macro datos todos días.

Según un informe de varios investigadores, se espera que la tecnología de los grandes datos y el mercado de análisis de mercado aumenten a 210 mil millones de $ para el año 2020. La adopción de los macro datos en los negocios de los Estados Unidos ya para el 2017 cerró en 50 %.

Ya sea que se trate de análisis, aprendizaje automático o incluso inteligencia artificial, la inversión en estas tecnologías está cambiando la interfaz de las empresas.

¿Cuándo fue la ultima vez que llamó a una línea de servicio al cliente e inmediatamente habló con una persona humana? O ¿Cuántas cuentas paga automáticamente? O ¿Cuántas citas para un servicio hace a través de una app en su teléfono, como el taxi o la comida?.

La forma en que los consumidores interactúan con las empresas y las organizaciones es una imagen totalmente diferente de lo que era hace 5 años y ni se diga d 30 años. Teniendo en cuenta esto, y las preguntas antes mencionadas, ¿Por qué en muchas escuelas de negocios a nivel mundial el plan de estudios estándar es muy parecido con el plan de estudios de hace 30 años, si los negocios han cambiado del cielo a la tierra?, ¿Qué impide a estas escuelas ponerse al día con el mundo de los negocios? Pues el futuro de los negocios, y de muchas otras cosas áreas esta en la Big Data y la “Data Sciense”.

 

Las aulas de negocios de la actualidad:


Un MBA de Harvard es considerado por muchos y en todo el mundo, el patrón oro para todas los demás que cursan educación empresarial. Es un gran logro si puede obtener, no cabe a duda, es enormemente competitivo, con una tasa de admisión de sólo alrededor del 12 % de todos los aspirantes, con un salario para un recién graduado de 6 cifras de dólar, no es difícil entender por que Harvard es tan bien considerado, entre otras muchas razones que lo hacen prestigioso.

Pero una mirada a su currículo requerido y hasta el electivo de un MBA en 2018 es sorprendentemente liviano en la educación dirigida directamente a aprovechar y entender la Big Data, el auto aprendizaje y la inteligencia artificial.

Entre los cursos requeridos para el programa de dos años del MBA, ninguno trata únicamente con la tecnología Big Data o Data Science. Uno de los cursos obligatorios se ocupa parcialmente de la tecnología de la información, que a su vez está tangencialmente relacionada con Data Science y Big Data, ya que ayuda a facilitar las iniciativas en esas áreas.

Los cursos obligatorios de Harvard se enfocan en áreas como finanzas, estrategia, comportamiento organizacional, mercadotecnia y emprendimiento. El catálogo de cursos electivos ofrece más educación del siglo XXI con cuatro cursos dirigidos al mercado digital, uno sobre cómo los datos dirigen la experimentación y solo una clase sobre ciencia de datos. Cabe destacar que la falta es aun mayor en la Blockchain y las criptomonedas.

Pero está claro que la naturaleza del negocio está cambiando, y para ser efectiva, la educación empresarial debe cambiar con ella. Después de todo, ¿de qué sirve obtener un título de negocios hoy si no puede contribuir al éxito de una empresa moderna y con visión de futuro?.

 

¿Por qué realmente importa?:


Más de la mitad de la población mundial está en línea, y la saturación digital solo crecerá en el futuro. Y para las naciones industrializadas, como Estados Unidos, el Reino Unido y España, el uso de Internet y la propiedad de teléfonos inteligentes se encuentran en el rango del 90 % de toda la población. Nuestras vidas son digitales y seguramente estas leyendo esto desde algún tipo de dispositivo móvil lejos de un escritorio.

Es poco probable que las empresas que no estén abiertas a adoptar la tecnología de los macro datos sobrevivan ya sea por que todos sus competidores le saquen el provecho y ellos no, o porque incluso los productos y servicios más decididamente no digitales deben ser vendidos en un mercado digital hoy en día y sin dudar alguna requerirán una presencia digital aun más fuerte al mercado en el futuro.

Big Data no es tanto un aspecto del negocio; más bien es la base sobre la cual las empresas se comprenden a sí mismas, al mercado, a sus competidores, al gobierno y a los reguladores y, lo más importante, a sus clientes y potenciales clientes.

Una persona que termine la escuela de negocios sin entender cómo la ciencia de datos impacta y puede beneficiarse prácticamente en todos los negocios posibles, es poco probable que sea un empleado eficaz o un líder inspirador, y hay que aceptarlo.

 

¿Qué aguarda el futuro?:


Eso podría significar que en los cursos que cubren estados de finanzas y pérdidas o ganancias, los estudiantes también aprenderán cómo crear modelos de datos que ayudan a proyectar las ganancias futuras. Podría significar que la educación de marketing se basaría en la comprensión del mercado digital, los motores de búsqueda y los comportamientos de compra móvil. Podría significar el desarrollo de un nuevo plan de estudios sobre inteligencia artificial y aprendizaje automático, análisis de datos profundos, inteligencia comercial y contratación de personal para la contratación de personal.

Los cambios podrían comenzar incluso antes de que los estudiantes pongan un pie en el aula, revisando el reclutamiento y las admisiones para que aquellos que son admitidos sean nativos digitales con una mente emprendedora y abierta. Podría significar aflojar el enfoque en el tiempo de clase y proporcionar más aprendizaje basado en datos. O podría significar que habría que crear más clases en línea.

Simplemente no sabemos qué desafíos traerán los próximos 15 o 20 años, y una educación arraigada en la comprensión de los negocios de los años 90 simplemente no lo reducirá ni facilitará acabar con todos estos desafíos. Brindar a los estudiantes de negocios una comprensión fundamental de los grandes datos actuales y los principios de ciencia de datos no solo los prepara para el mundo de hoy, sino que también sirve para proteger su educación.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.