El pasado 11 de diciembre la Comisión de Futuros de Productos Básicos de Estados Unidos (CFTC, por sus siglas en inglés) expresó que desea obtener más información sobre Ethereum (ETH), su tecnología y los mercados que se han desarrollado a su alrededor.

En una “Solicitud de entrada” (RFI) publicada, el regulador explica que está buscando comentarios del público sobre diferentes preguntas relacionadas a la criptomoneda, que van desde su tecnología hasta su uso. Los encuestados tienen 60 días a partir de la publicación de la RFI en el Registro Federal para enviar respuestas, ya sea por correo electrónico, correo postal o entregado personalmente.

“La CFTC espera que los comentarios y la información recibida beneficien a LabCFTC, la iniciativa FinTech de la CFTC, y ayude a informar a la Comisión sobre estas nuevas tecnologías”, explica un comunicado de prensa.

El RFI enumera en total de 25 preguntas sobre Ethereum. Las preguntas se encuentran en diferentes de categorías, como custodia, gobierno, tecnología, etc. En diferentes categorías, la CFTC parece interesada en conocer las similitudes y diferencias entre Ethereum y Bitcoin (BTC).

En la sección “Mercados, supervisión y regulación”, la mayor parte de las preguntas (17 a 21) cubrían asuntos relacionados con los futuros del éter. La CFTC parece interesada en saber cómo afectaría el surgimiento de los derivados de ETH al modelo de consenso de prueba de trabajo (PoW) de la red, así como a los riesgos involucrados en la negociación de futuros de ETH.

Si bien esta es una conjetura, la pregunta podría significar que la Comisión está estudiando la aprobación de futuros ETH. Durante la mayor parte de 2018, los rumores sobre posibles futuros del éter han hecho las rondas dentro de la industria. Estos rumores se hicieron aún más intensos cuando la SEC señaló que BTC y ETH no eran valores.

Sin embargo que los futuros éter se estén considerando no es una sorpresa. En julio, Cboe Global Markets dijo que estaba contemplando la posibilidad de cotizar futuros de éter, pero estaba esperando la orientación de la CFTC, lo que implica que ha tenido conversaciones con el regulador de derivados. Es poco probable que sea el único.

Lo que sorprende es el nuevo enfoque que parece estar tomando la CFTC, y lo que podría significar para el desarrollo de la criptomoneda en el futuro.

¿Futuros de Ethereum?


Antes de profundizar en el rol cambiante de la CFTC, veamos qué tan probables son los futuros en el corto plazo.

Por un lado, los derivados de éter listados le darán a la CFTC una perspectiva de los mercados subyacentes y le permitirán monitorear la red de manera más eficiente y perseguir posibles casos de manipulación y fraude.

Por otro lado, está el problema de la manipulación potencial. El regulador de derivados a menudo ha subrayado la importancia de mitigar la posibilidad de manipulación en cualquier mercado de contrato dado, lo que significa mitigarla también en el mercado subyacente. La investigación académica ha demostrado que el precio de BTC se estaba manipulando en el período previo y después del lanzamiento de los futuros de Bitcoin.

El volumen del éter es aproximadamente un tercio del de Bitcoin, por lo que no es exagerado suponer que también es vulnerable. Además, el próximo cambio de protocolo por consenso de prueba de trabajo a prueba de juego agrega un riesgo único y sustancial a la integridad del activo subyacente.

No hay duda de que se habrá probado exhaustivamente en el momento en que se active, pero ninguna prueba puede eliminar por completo la posibilidad de que algo salga mal. El riesgo agregado se extenderá al mercado de derivados, no solo por la confusión y la volatilidad, sino también por los picos en la demanda de cobertura a medida que se acerca el cambio.

Entonces, si bien un contrato de futuros de éter en una bolsa regulada le daría más influencia a la CFTC para garantizar la integridad del mercado, existen fuertes razones fundamentales en contra.

Cabe preguntarse si la CFTC decide que definitivamente no quiere que se negocien derivados de éter en ninguna de las plataformas bajo su supervisión, ¿puede detenerlo? 

La Ley de Modernización de Futuros de Productos Básicos de 2000 introdujo el concepto de autocertificación, en el cual los intercambios pueden comenzar a negociar un nuevo contrato el día después de presentar a la CFTC los compromisos necesarios de que el contrato no infrinja ninguna regla.

Si bien es difícil imaginar un intercambio que presente dicha documentación sabiendo que la CFTC desaprueba, la agencia ha enfatizado que si un contrato cumple con la regulación establecida, realmente no puede decir que no.

Respondiendo a las críticas de que los futuros de Bitcoin se apresuraron sin participación del público, en enero, el presidente Giancarlo recordó a la comunidad que las reglas de autocertificación se implementaron para fomentar la innovación mediante la implementación de un proceso de aprobación más rápido. Sin embargo, sí agregó a la lista de verificación de revisión el requisito de que los intercambios solicitantes busquen y acomoden las respuestas del sector.

Más práctica


Cabe señalar que uno de los principales objetivos del presidente Giancarlo, cuando asumió el cargo en 2017, era aumentar la influencia que tiene la CFTC sobre los mercados que se le encomienda regular. De acuerdo a los informes Giancarlo recibió la ovación por parte de más de 1.000 participantes de la industria durante su discurso político.

También ha hablado a menudo con elocuencia del potencial de que tiene la cadena de bloques y las monedas digitales.

Como resultado, su agencia ha estado navegando por un camino entre una supervisión más profunda y el apoyo al desarrollo de activos innovadores.

En lugar de permitir que el proceso de listado de futuros de Bitcoin refleje la autocertificación relativamente simple de la que disfrutan los contratos más tradicionales, la CFTC estuvo en conversaciones con las exchanges más importantes durante meses antes de su lanzamiento y fue fundamental en los cambios en los requisitos de margen e intercambio de información.

Cabe señalar que es inusual que la CFTC solicite la opinión pública sobre un activo subyacente, esto podría indicar el comienzo de una nueva era de colaboración público / privada. Aunque el foro está abierto hasta febrero, la respuesta de la comunidad ya ha sido informativa y entusiasta.

Juntos llegamos más lejos


En el futuro, es probable que esta colaboración produzca mercados criptográficos más robustos con un mayor apoyo institucional, situación que claramente es el sueño del sector criptográfico.

Una mayor participación de la CFTC y una comprensión más amplia de la tecnología le darán una visión más profunda del funcionamiento de las plataformas criptográficas y derivadas. Teóricamente esto podría incrementar el nivel de confort que tiene el público con las criptomonedas, favoreciendo así el crecimiento del sector.

El efecto será una capa de legitimidad aún más fuerte, que podría fomentar una mayor inversión institucional en el activo y su infraestructura. También podría llevar a la aprobación de otros tipos de productos criptográficos; por ejemplo, es extremadamente improbable que se permita un ETF de ETH antes de que los futuros del éter tengan algo de tracción.

Y una mayor supervisión, un apoyo regulatorio más sólido junto con una mayor confianza de los inversores deberían llevar a una mayor liquidez, lo que, a su vez, fomentará aún más la adopción y el desarrollo de una parte importante del ecosistema de criptografía.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.