Está claro que el panorama financiero global está siendo transformado por el mundo de las criptomonedas, particularmente por Bitcoin, y la blockchain.

Esta innovación en el mercado financiero introdujo con éxito un sistema de efectivo electrónico de confianza entre pares, excluyendo así a terceros. Aunque la evolución y desarrollo de las criptomonedas continuará hacia el futuro, existen señales en este momento que muestran que la red operará más con las máquinas, que con los humanos en un futuro que se presenta no muy lejano.

¿Cómo bitcoin puede llegar a ser una moneda para las maquinas?


En un tweet, un entusiasta de los criptógrafos trata de describir lo que observó, según este señala que uno de los mayores malentendidos con Bitcoin es la idea de creer que fue solamente creado para único uso del humano. Pero existen fanáticos, los cuales no creen que dicha funcionalidad de Bitcoin se extienda más allá que la de satisfacer las necesidades propias de los humanos.

Unwriter, un usuario de la red social twitter, explica que debido a los datos superiores que emanan de la red principal de Bitcoin, las máquinas se pueden programarse mediante contratos inteligentes, los pagos o salidas se podrán realizar a través de BTC, la moneda nativa del sistema.

Esto es lo que él twitteó:

“Sí, Bitcoin es un sistema de efectivo electrónico “peer to peer”. Un sistema no solo para humanos sino para máquinas. El error proviene de pensar que Bitcoin es solo para humanos. La gran mayoría del uso de Bitcoin no será entre humanos. Serán entre las máquinas.”.

Según los datos y diversas notas señalan que, las transacciones relacionadas con BTC suman millones de dólares. El asunto proviene de que estas transacciones son fuera de cadena, algunas manuales y registradas por humanos, por lo tanto, susceptibles de manipulación.  Igualmente la mayoría de las operaciones proviene de comerciantes que poseen Bitcoin, inversores, comercios que aceptan la criptomoneda, pagos a personal contratado y muchos otros.

Pero aun así, Unwriter visualiza el futuro de manera diferente. Él cree que Bitcoin se convertirá en la meta-red de el Internet of Things (IoT), y algunos agregan que se convertiría en la moneda preferida para las máquinas. Con datos de respaldo, Underwriter sostiene que el sistema no está diseñado y destinado solo para satisfacer solo a los humanos, sino también a las máquinas.

El crecimiento de Bitcoin y el uso consecuente en el panorama financiero entre pares es alentador y da fe al uso de una red sin confianza. Y es por esto que muchos creen que su papel en las finanzas globales solo aumentará a través de los años.

Sin embargo, antes de que lleguemos a esta etapa de uso rampante, debe haber tecnologías y mejoras en las características que mejoren sustancialmente su uso, lo que desatará ampliamente su adopción. De todos modos, y a pesar del esfuerzo humano, si Bitcoin se convierte en la primera criptomoneda utilizada por las máquinas, su aprobación podría ser más importante que la de otras monedas digitales.

La confianza es importante más allá de Bitcoin y la descentralización


Asimismo, la blockchain tiene una gran importancia ya que sin lugar a alguna duda se encuentra impulsando la descentralización y, como dijimos, el uso generalizado garantizará la velocidad, la resistencia a la censura y, lo que es más importante, mejores niveles de vida, especialmente para los individuos en economías en desarrollo. La descentralización como característica ha llevado a un aumento en la transparencia y la eficiencia de los procesos, y con la ayuda de la tecnología blockchain este se acrecentará.

Cada vez más, las personas se encuentran con procesos confiables que operan a través de la cadena de bloques. Si bien esto es bueno, hay algunos que creen que la confianza debería estar grabada en otros aspectos de nuestras vidas. La confianza es una cualidad que deberíamos tener incluso sin sistemas descentralizados para mantenernos controlados.

Parker Lewis tuiteó sobre este dicho:

 “A través de Bitcoin, muchos de nosotros hemos aprendido que la falta de confianza en la función de emisión de dinero es fundamental. Sin embargo, más allá del dinero, la confianza es a menudo una fuerza impulsora positiva, y todo no necesita ser descentralizado con una cadena de bloques”.

Detrás de estos pensamientos se encuentra Maine, que cree que “el deber positivo alcanzado por la confianza de un hombre en la palabra de otro hombre es una de las conquistas más lentas de la civilización actual”.

Lewis tiene así muy poca esperanza en que se pueda lograr la confianza en el mundo, incluso sin descentralizar todos los procesos. Lograr ese alto nivel de confianza podría llevar años resolverlo.

Afortunadamente, la tecnología blockchain está aquí para aumentar la transparencia en las operaciones que se llevan a cabo en prácticamente todos los sectores de nuestra economía global. Como un sector emergente que está evolucionando y desarrollándose día a día, será sumamente interesante ver el progreso registrado en los próximos años.