El Departamento de Energía de los Estados Unidos (DOE) está explorando las aplicaciones de tecnología blockchain para asegurar las centrales de energía eléctrica. Así lo publicaron en la página oficial este 10 de abril.

Específicamente, el Laboratorio Nacional de Tecnología Energética (NETL) del Departamento de Energía de los Estados Unidos es el que está llevando a cabo las investigaciones, de acuerdo con la información publicada este miércoles.

El NETL inició la segunda fase de un proyecto de seguridad de la red eléctrica con la compañía Taekion. Dicha fase “apunta a prevenir los ataques cibernéticos en las centrales eléctricas aprovechando aplicaciones de seguridad pendientes de patente, incluidas las basadas en tecnología blockchain”, señalaron.

“A través de este esfuerzo de investigación de $ 1 millón, Taekion está explorando cómo la tecnología de la cadena de bloques se puede utilizar de manera similar para asegurar una planta de energía, donde se mantiene un libro mayor distribuido de todas las transacciones de sensores, actuadores y dispositivos. Debido a que el almacenamiento de esta información está descentralizado, no hay un punto único de falla. Otras aplicaciones que se están desarrollando en este proyecto permitirán transacciones seguras de energía para proteger los datos de proceso en las instalaciones de generación de energía, así como aumentar la confiabilidad de la red e integrar una infraestructura de energía más descentralizada”. Laboratorio Nacional de Tecnología Energética (NETL) de EE. UU.

En el comunicado del NETL resaltaron que una blockchain es un libro de contabilidad semejante a cualquier otro registro simple, sin embargo, en el caso de la blockchain, indicaron que cada parte de la información se almacena en un bloque vinculado al anterior de manera “segura” y  que su punto fuerte es que puede ser descentralizado, almacenando la información en diversas ubicaciones; manteniendo un consenso entre todas las partes.

Explicaron que esta iniciativa forma parte de la Oficina de Sensores y Controles de Energía Fósil del DOE, que “fomenta las tendencias tecnológicas, como los procesos avanzados y los principios de la Industria 4.0”.

El Departamento de Energía señala que el estado de las operaciones en plantas de energía eléctrica es crítica para la seguridad de la red, y los ataques cibernéticos pudieran comprometer al sistema y dejar a millones de personas sin energía. Esa es la razón por la cual han emprendido este proyecto , con el objetivo de frustar tales ataques:

Este tipo de ataque cibernético golpeó una planta de energía en Ucrania en 2016, causando cortes de energía generalizados durante los meses de invierno. Las aplicaciones que se están desarrollando en el proyecto administrado por NETL tienen el potencial de frustrar tales ataques al evitar que los piratas informáticos alteren la información operativa de la planta. 

La compañía Taekion también divulgó la información a través de Twitter y señaló que están trabajando con el Departamento de Energía “en un proyecto de red de ciberseguridad de próxima generación y el Laboratorio Nacional de Tecnología Energética (NETL) usando tecnología blockchain avanzada”.

La iniciativa del Departamento de Energía de Estados Unidos se suma al conjunto de iniciativas que se han presentado dentro del sector energético mundial para explorar y aprovechar el potencial de la tecnología blockchain.

Recientemente, la Comisión Reguladora de Energía (CRE) de México anunció que está considerando utilizar la tecnología blockchain para brindar “mayor confianza a las actividades de generación distribuida colectiva de energía eléctrica”.

Además, compañías de electricidad como la estadounidense Ameren Corporation y la japonesa ENERES Co. Ltd también han presentado iniciativas relacionadas con el potencial de la tecnología blokchain para el sector eléctrico.

Imagen destacada por cwizner/ pixabay.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.