Nvidia se ve atrapada por nueva demanda que la señala de dar ‘declaraciones falsas’ en ingresos de minería criptográfica

0

Se ha presentado una demanda colectiva contra el gigante tecnológico Nvidia, donde los demandantes acusan a la compañía de hacer declaraciones engañosas sobre cómo puede ayudar a mitigar los efectos de la reducción de la demanda del mercado de la criptomoneda.

Desafortunadamente, la mayoría de 2018 fue bastante decepcionante para los entusiastas de los juegos de PC. El mercado de la minería criptográfica había hecho que los precios de las tarjetas gráficas se volvieran frenéticos y, cuando Bitcoin finalmente comenzó a desplomarse, los precios no se ajustaron lo suficientemente rápido.

Nvidia se encontró en una posición bastante incomoda, ya que la empresa tuvo que intentar vender el inventario restante de las GPU Pascal junto con su nueva serie RTX 20. Esto ha dejado a algunos inversionistas sintiéndose quemados, con los precios de las acciones en proceso de cambio y una demanda colectiva que ahora se está procesando.

Desde que se informó que las ganancias serían menores de las esperadas en el tercer trimestre, las acciones de Nvidia han estado en declive. Ahora hay nuevas malas noticias, una demanda de un bufete de abogados importantes.

La demanda fue presentada por el bufete de abogados Schall, con sede en California en Estados Unidos, que se especializa en litigios de derechos de los accionistas y demandas colectivas relacionadas con valores. La demanda se hace bajo la afirmación de que la compañía hizo “declaraciones falsas y engañosas al mercado”. Según la firma, Nvidia “promocionó su capacidad para monitorear el mercado de las criptomonedas y hacer cambios rápidos a su negocio según sea necesario”

Además el bufete de abogados Rosen, las oficinas legales de Howard G. Smith y Glancy Prongay & Murray LLP (GPM), en comunicados de prensa separados, anunciaron la presentación de una queja contra Nvidia, cuyo precio de las acciones ha caído alrededor del 50% desde principios de octubre.

La queja de los bufetes de abogados se presentó en nombre de quienes compraron acciones de Nvidia desde el 10 de agosto de 2017 hasta el 15 de noviembre de 2018. Se alentó a los inversores interesados ​​en participar a ponerse en contacto con cualquiera de los bufetes de abogados.

Como mencionamos brevemente, el año pasado, el mercado de la criptomoneda se prolongó, y los precios de las plataformas de minería y las Unidades de procesamiento de gráficos de PC (GPU) alcanzaron niveles astronómicos.

Las plataformas de minería tenían una gran demanda y se vendían a precios altos, con todo el mundo interesado, desde compradores aleatorios de plataformas hasta grandes empresas. Esto llevó a la escasez de plataformas, dejando a fabricantes como AMD y Nvidia sin otra opción que aumentar su producción para ayudar a satisfacer la mayor demanda.

Sin embargo, cuando el mercado de las criptografías se vino abajo, la demanda de plataformas de minería se desplomó y los precios del hardware se hundieron. La reducción de la demanda dejó a fabricantes como Nvidia con grandes inventarios de polvo. Para descargar las plataformas, los fabricantes comenzaron a inundar el mercado, bajando los precios aún más en un intento por recuperar su inversión.

Con su exceso de oferta, Nvidia vio rondas de pérdidas en el mercado de valores y, para el 21 de diciembre, la compañía tuvo el peor desempeño en el S&P 500, luego de que experimentó una venta masiva de sus acciones que redujo el precio de las mismas en un 54 por ciento.

De acuerdo con la demanda, que se presentó el 24 de diciembre, Nvidia afirmó ser “maestra en la gestión de su canal de producción”, al tiempo que afirma que podrá garantizar un seguimiento adecuado de las actividades en el mercado de criptografía.

NVIDIA GPU G80-ENG-A1

Nvidia también fue acusada de asegurar a los inversionistas que absorberán los efectos de una menor demanda de plataformas de minería, esto por parte de los mineros criptográficos con la fuerte demanda en la industria de los juegos.

El reclamo además lee:

“Con base en estos hechos, las declaraciones públicas de la Compañía fueron falsas y materialmente engañosas durante todo el período de clase. Cuando el mercado supo la verdad sobre NVIDIA, los inversores sufrieron daños”.

Los dos bufetes de abogados también notaron que Nvidia había dicho a los inversionistas el pasado 15 de noviembre que esperaba que los ingresos cayeran un 7% en el cuarto trimestre, “una desviación significativa del 17% que los inversores esperaban”.

En agosto, Nvidia anunció que dejaría de utilizar productos específicos de criptomonedas debido a la falta de beneficios. La empresa no solo tuvo que lidiar con la caída de los precios de la criptomoneda, que ha hecho que las operaciones mineras sean menos lucrativas, sino que también enfrenta la competencia de los fabricantes de chips ASIC, algunos de los cuales han estado desarrollando chips más eficientes que los del mercado actual.

Si bien la compañía ha cambiado su atención a otras empresas como la inteligencia artificial (IA), ha tenido que tener en cuenta la acumulación de inventario en relación con su negocio en el cripto espacio.

Los ingresos de Nvidia en el tercer trimestre de 2018 fueron de $ 3,18 mil millones, sin embargo esto  aún se encuentra por debajo de las expectativas de los analistas. El ingreso neto fue de $ 1.23 mil millones, 47% más en comparación con el año anterior.

Según el comunicado, el caso aún no ha sido certificado y los demandantes potenciales no recibirán ninguna representación hasta que se obtenga esta certificación. Por ahora, el bufete de abogados Schall está alentando a los inversionistas que compraron acciones de Nvidia en el periodo anteriormente mencionar a ponerse en contacto con ellos antes del 19 de enero de 2019.