El debate sobre el muro fronterizo del presidente Trump reveló una nueva disfunción partidista en Washington cuando Estados Unidos enfrentó el sábado su tercer cierre de gobierno en un año.

Como fue informado anteriormente, un congresista de Ohio propuso obtener financiamiento a través de la criptografía para la construcción del muro en la frontera con México, esto debido a las repetidas amenazas del presidente de los Estados Unidos de hacer un cierre de gobierno.

No obstante, este cierre parcial, que corre el riesgo de prolongarse durante las vacaciones, presenta nuevos dolores de cabeza para Wall Street después de la peor venta semanal en una década. Para los inversores en criptomoneda, el poder de mantener activos no correlacionados podría manifestarse en un futuro próximo.

El cierre parcial del gobierno este sábado fue causado debido a que se llegó a un punto muerto en el Senado sobre la financiación del muro fronterizo de $5.7 mil millones para el presidente Trump. Ambas partes se culparon mutuamente por la falta de resolución a este problema.

Cabe mencionar que el presidente Trump se ha referido a la situación como un “cierre demócrata” que “podría ser una larga estadía”, refiriéndose a una interrupción prolongada de las funciones del gobierno federal. Los demócratas, mientras tanto, acusaron a Trump de estar interpretando otra “rabieta”.

Trump, quien suspendió sus vacaciones de Navidad, tuiteó el sábado por la mañana que su gobierno estaba negociando con los demócratas sobre un nuevo acuerdo presupuestario que incluye el muro de “Seguridad de la frontera desesperadamente necesaria”.

El financiamiento para el muro fue aprobado el jueves en la Cámara de Representantes, pero fue derribado en el Senado por un frente demócrata unido.

Cabe mencionar que el cierre de gobierno no pudo haber llegado en un peor momento para los operadores de acciones, que han visto cómo sus ganancias anuales se marchitan en los últimos tres meses. Las acciones ahora están cotizando a su nivel más bajo en 16 meses, con el Promedio Industrial Dow Jones registrando su peor caída semanal en una década.

El viernes, el índice Nasdaq Composite se ubicó en un mercado bajista por primera vez desde 2009, una dramática inversión de roles del mercado alcista inducido por la tecnología que caracterizó la era posterior a la crisis.

Las señales de un inminente cierre del gobierno el viernes causaron estragos en Wall Street, y un estancamiento prolongado podría tener efectos adversos en lo que queda del mercado alcista para el S&P 500 y el Promedio Industrial Dow Jones. La angustia colectiva de los inversores está bien documentada por el CBOE VIX, que rastrea la volatilidad esperada en los próximos 30 días. El llamado “índice del miedo” se ubicó por encima de 30 el viernes por primera vez desde febrero y está en camino a una ganancia anual del 173%.

No obstante este no es el único sector que podría salir afectado de esta decisión  de gobierno. La posibilidad de un cierre gubernamental prolongado podría afectar el mercado de la criptomoneda directa e indirectamente.

Para empezar, claramente amenaza con retrasar aún más el lanzamiento propuesto de Bakkt, la próxima plataforma de comercio de encriptación de Intercontinental Exchange. Como muchos ya sabrán, Bakkt aún requiere aprobaciones clave de la Comisión de Comercio de Futuros de Productos Básicos (CFTC, por sus siglas en inglés) de los Estados Unidos, un organismo federal que se ve muy afectado por el reciente cierre de gobierno al Senado.

Tal como está actualmente, es poco probable que Bakkt obtenga las aprobaciones necesarias para el lanzamiento antes de la fecha propuesta del 24 de enero. Aunque la demora inicial no está relacionada con el cierre del gobierno, el hecho de no acordar un nuevo presupuesto afectará el calendario de la CFTC.

En términos de consecuencias indirectas, la volatilidad políticamente inspirada en Wall Street podría jugar en manos de Bitcoin y otras monedas digitales que anteriormente han disfrutado de un estado de refugio seguro entre los inversores.

En cualquier caso, un mercado bajista prolongado en acciones, si se materializara, podría finalmente probar las hipótesis de los partidarios más ardientes de Bitcoin: que es un depósito de valor superior, más adecuado para períodos de volatilidad y destinado a competir con un fiat a escala mundial.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.