La crypto regulación adecuada es necesaria y ya el mundo lo ha reconocido, las criptomonedas han dejado de ser consideras como un “juego de niños” que pasara de moda más temprano que tarde. De esta manera, Brasil ha decidido prestarle atención al crypto universo.

De esta manera, recientemente han ocurrido dos sucesos importantes en la nación latinoamericana: Una regulación para los crypto impuestos que establece las multas pertinentes para aquellos que no declaren y un presunto crypto fraude.

¡Crypto impuesto!


Recientemente la agencia tributaria de Brasil, el Departamento de Ingreso Federales (RFB) decidió publicar un nuevo código tributario en el cual las criptomonedas juegan un papel. Por lo que, en dicho código tributario, se especifican las multas pertinentes para aquellos contribuyentes que no declaren sus transacciones en Bitcoin (BTC) o en cualquier otra criptomoneda.

De esta manera, el nuevo código de crypto impuesto es un seguimiento adicional de las disposiciones hechas por la RFB anteriormente, cuando se requirió que los ciudadanos brasileños declararán todas sus transacciones realizada con criptomoneda.

Por lo que esto se aplica para individuos, empresas y corretaje, así como cualquier tipo de transacción que esté relacionada con algún tipo de criptomoneda, desde compras y ventas, hasta donaciones.

Publicidad

Aquellos que deseen intentar desafiar el sistema se podrían topar con multas que rondarán entre los 120 dólares a 360 dólares en reales de Brasil.

Además de poder ser visto como un reconocimiento de la importancia del mundo de las criptomonedas, este pudo ser un intento, tal vez desesperado, por las autoridades de atraer nuevos ingresos fiscales que también implica el reconocimiento de los volúmenes de dinero que se mueven en el crypto universo.

La situación con las criptomonedas en Brasil se complica: Una posible crypto estafa


Mientras tanto, recientemente la policía brasileña informó haber cerrado una supuesta organización de Bitcoin no identificada en Sao Paulo que, de acuerdo a lo que alegan, parecer haber robado 1.500 millones de reales brasileños, los cuales representan alrededor de $ 359 millones.

De acuerdo a lo que han dicho los policías, el grupo se dedicó a ofrecer falsas promesas de inversiones atractivas a 5.000 víctimas. De esta manera, los estafadores cazaron a sus víctimas en redes sociales y, una vez que la habían capturado, estas les enviaban sus fondos bajo la falsa esperanza de que se convertirían en miles de dólares de una forma bastante sencilla. Sin embargo, a las víctimas nunca se les permitió retirar sus fondos, de acuerdo a lo explicado por la policía.

Aparentemente es una investigación que tiene ya algún tiempo abierta, pero fue hasta el jueves pasado que se dio como culminada cuando la policía presentó cargos de fraude, lavado de dinero, falsificación y asociación criminal contra dicha organización. Provocando que, durante una operación SWAT, fueran arrestadas nueve personas.

No es la primera vez que se descubre en Brasil que se están utilizando las criptomonedas con fines ilícitos, no obstante, este no es un problema per se de Bitcoin o de alguna crypto. Por lo que, en mi opinión, el problema radica en la falta de educación financiera de los individuos, ausencia que los lleva a realizar malas inversiones y a terminar siendo estafas.

De esta manera, no se debería de condenar a las criptomonedas por un problema que es netamente humano: falta de conocimiento de inversión y falta de control ante las actividades ilícitas que se realizan en una economía. Esto dado que la misma estafa pudo haber ocurrido sin que las criptomonedas hubiesen estado en el panorama.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.